Tratamientos de madera

Termitas

Las termitas se nutren de maderas que tengan una humedad de por lo menos el diez por ciento (les bastan con el agua que la madera capta de la humedad del entorno), en cuyo interior instalan sus colonias, con lo que las encontraremos en marcos de puertas, ventanas, guardarropas y cuadros, en cajas y en elementos de carpintería, asimismo en árboles, tocones, etcétera

Los termiteros lo componen un elevado número de individuos (muchos miles). Pueden estar situados en el suelo a una profundidad de setenta cm a 1 metro y próximos a sus fuentes de comestibles o bien bajo estas, con lo que podemos hallarlos bajo postes de madera (de teléfonos, de vallas, etcétera) bajo las cepas de los árboles, bajo construcciones de madera, etcétera Los enjambres para formar nuevas colonias acostumbran a generarse de abril a junio. Se han encontrado ataques de estos termes a árboles vivos a los que pueden matar, si bien acostumbran a alimentarse de madera seca, de árboles fallecidos, de madera de construcción (Figura treinta y uno), etcétera Las obreras, son las autoras de los daños en las residencias pueden llegar a desplazarse a muchos metros del termitero para buscar comestible, siendo sesenta cien metros una distancia corriente.

Las especies de termitas:

  • Cryptotermes brevis
  • Reticulitermes grassei
  • Reticulitermes banyulensis
  • Kalotermes flavicollis

CONTROL DE TERMITAS

1.Sistema EXTERRA

Sistema para el control de termitas

Descubra la solución del líder internacional: EXTERRA™

Este sistema para el control y eliminación de las termitas, es el resultado de un largo y dilatado proceso de estudio e investigación llevado a cabo por profesionales técnicos de Ensystex; biólogos, entomólogos y químicos. La solución EXTERRA™ es hoy en día la alternativa más eficaz a las técnicas tradicionales de inyección de grandes cantidades químicos que contaminan el suelo y dañan el medio ambiente.

El respeto por el medio ambiente ha sido y es el centro de las preocupaciones de Ensystex. Asimismo l a solución EXTERRA™ es estéticamente discreta y respetuosa con el entorno y el medio ambiente. Al mismo tiempo conseguimos proporcionar a las áreas tratadas con EXTERRA™ una protección duradera contra las termitas.

En la misma línea, la solución EXTERRA™ puede ser aplicada con total seguridad sin molestias para los clientes y sin riesgo para la salud de los aplicadores de ambiser.

Porque elegir el sistema EXTERRA™

Ensystex España es una filial de Ensystex EUA, una sólida compañía internacional fundada en 1994 que proporciona soluciones integrales para el control de termitas. Ensystex opera en más de 15 Países distribuidos principalmente en Europa del Sur, America, Asia y Australia, siendo una de las empresas más avanzadas y represe ntativas del sector en el mundo:

Cobertura Geográfica

A diferencia de otros sistemas de eliminación de termitas, EXTERRA™ ha sido totalmente puesto a punto por una empresa de lucha integral contra las termitas.

El hecho inicial que los creadores de EXTERRA™ hayan sido ellos mismos utilizadores, les a permitido comprender perfectamente las características que necesita un sistema de eliminación para conseguir un tratamiento en las mejores condiciones.

El conocimiento de las verdaderas implicaciones para el medio ambiente y salud pública resultante de la utilización de insecticidas convencionales, nos permitió evolucionar hasta encontrar una alternativa segura y eficaz a los tratamientos fastidiosos, gravosos y prejudiciales para nuestro entorno.

Aunque Exterra™ presenta algunas características comunes a otros sistemas, sus creadores le han aportado cualidades únicas, que hacen de Exterra™ una herramienta eficaz y muy apreciada por todos los profesionales del sector a nivel mundial;

Algunas referencias técnicas:

Nuestra formulación

El Cebo empleado por EXTERRA™ recibe el nombre de Labyrinth. El componente insecticida del Labyrinth es el diflubenzurón a 0,225 por ciento . El diflubenzurón pertenece a una clase de productos químicos generalmente llamados inhibidores de síntesis de la quitina (CSI). Los inhibidores de síntesis de la quitina han probado de manera frecuente que son geniales ingredientes activos en el campo de la lucha anti-termitas a través de la técnica de cebos.

Los otros componentes del Labyrinth son materias inertes que hacen del Labyrinth un comestible exquisito para las termitas. El más esencial es la alfa celulosa. La alfa celulosa es la manera de celulosa más rica que existe. Está compuesta por, cuando menos, noventa y nueve con setenta y ocho por ciento de celulosa pura. La asociación de alfa celulosa y el diflubenzurón hace de Labyrinth un cebo enormemente apreciado por las termitas que no se pueden resistir. Ensayos independientes más concretos, han probado que las termitas prefieren Labyrinth con respecto a un enorme numero de otros comestibles.

Descripción del tratamiento

En el caso de un tratamiento curativo, la intervención se realiza en tres fases indisociables.

Fase 1: Instalación – Interceptación

La primera etapa del Sistema Exterra™ consiste en la Instalación de Portacebos en la zona de lucha definida, especialmente en los sitios que favorezcan la presencia de termitas. Los Portacebos de jardín contienen elementos de madera no tratados, llamados interceptores. Los Portacebos son controlados a intervalos regulares, para detectar el comienzo del consumo de los interceptores por parte de las termitas. El cebo Lab yrinth™ puede colocarse en los Portacebos que no son de suelo (en el interior de la construcción) desde el primer momento o fase de instalación del Sistema.

Tras la instalación de los Portacebos, efectuamos una primera visita de inspección en un plazo que no exceda el mes (fuera del período invernal). Si las termitas no han sido interceptadas, se realiza una segunda visita a los 45 días, luego a los 3 meses, después seis meses, como máximo, tras la instalación.

Fase 2: Eliminación de Colonias de Termitas

La fase de eliminación empieza cuando las termitas son interceptadas en los Portacebos de Suelo, jardín o acera, o cuando han comenzado a consumir el cebo en los Portacebos interiores. Entonces se introduce el cebo insecticida Labyrinth™ en el Portacebos de Suelo. La duración de la fase de eliminación no puede definirse de forma precisa (aprox. un año). Las visitas se realizan durante toda la fase de eliminación, con una frecuencia que se corresponda con las recomendaciones de Ensystex Spain. Esta frecuencia varía en función de la velocidad de consumo del cebo Labyrinth por las termitas (aprox. cada 6 semanas).

Cuando la desaparición de las termitas se constata en el dispositivo y en la zona concerniente al contrato se debe notificar, por escrito, la constatación de la eliminación de la colonia de termitas. Esta eliminación se demuestra tras un mínimo de tres meses sin actividad (fuera del período invernal).

Fase 3: Seguimiento del Emplazamiento tras la Eliminación

La vigilancia del lugar está asegurada durante una duración de cinco años que comienza con la fecha de instalación de los Portacebos. Esta vigilancia consiste, una vez que se ha constatado la eliminación, en dos visitas anuales al lugar tratado.

Nuestra garantía, en caso de que se produzca una nueva infestación durante este periodo de vigilancia, ambiser se compromete a reintervenir sin gasto alguno para el cliente hasta la completa eliminación de las termitas en el lugar citado, incluso si esta nueva fase de eliminación se prolonga más allá del tiempo de tratamiento previsto inicialmente.

Algunas instalaciones tratadas por EXTERRA™ :

2. Sistema por inyección o Tratamiento Químico

Tratamiento a suelo y muros creando barreras químicas: TRATAMIENTO BARRERA

La meta es impedir el acceso de las termitas a las fuentes de nutrición (madera del interior de las instalaciones o bien residencias).

Esta barrera va a estar emplazada en suelo y muros entre la colonia de termes y la edificación que se quiere resguardar. Consiste en tratar alrededor y bajo el mismo con productos biocidas efectivos y de alta persistencia contra las termitas

La manera de efectuar el trabajo es a través de la perforación del suelo cada treinta-cuarenta cm con taladros de doce-dieciocho mm de diámetro. Los orificios se efectúan en la base de las paredes de la zona perjudicada o bien a resguardar Las perforaciones se inyectan con TERMIDOR un termiticida de alta duración, con el objetivo de contar con la barrera perimetral en el subsuelo de la zona a resguarda.

Realización del tratamiento directo a madera

Pueden usarse diferentes técnicas de aplicación:

-Sistema de inyectado primordialmente con biocidas antitermitas.

-Sistema de brocheado con biocidas antitermitas con alta penetración en madera, como complementario a la precedente técnica.

El propósito inmediato de este tratamiento es quitar y repeler. En un largo plazo su función es la de resguardar ante futuros ataques.

Este tratamiento requiere que el producto protector penetre dentro de la madera y se expanda mediante exactamente la misma con tal de quitar el mayor número de termitas que se encuentren en ella al tiempo inmunizar la madera resguardándola frente al riesgo de nuevos ataques de insectos xilófagos.

La inyección en la madera consiste en introducir – a través de un sistema de inyección – un producto que consta de un insecticida (para el control de las termitas y otros insectos xilófagos) conjuntado con un fungicida (para supervisar los hongos xilófagos) así como el vehiculante, que habitúa a ser un disolvente y aceites naturales que fortalecen y alimentan la madera.

Realización del tratamiento directo a madera

Pueden utilizarse distintas técnicas de aplicación:

  • Sistema de inyectado principalmente con biocidas antitermitas.
  • Sistema de brocheado con biocidas antitermitas con alta penetración en madera, como complementario a la anterior técnica.

 

El objetivo inmediato de este tratamiento es eliminar y repeler. A largo plazo su función es la de proteger ante futuros ataques.

Este tratamiento requiere que el producto protector penetre en el interior de la madera y se expanda a través de la misma con tal de eliminar el mayor número de termitas que se hallen en ella al mismo tiempo inmunizar la madera protegiéndola frente al peligro de nuevos ataques de insectos xilófagos.

El tratamiento por inyección de insecticidas-fungicidas, debe efectuarse en:

-la totalidad de marcos de puertas y ventanas
-en las vigas y apoyos de exactamente las mismas en muros (cabezales)
-el las jácenas (en su extensión)

Para la realización del trabajo se debe proceder a la perforación de la madera cada veinticinco-treinta y cinco centímetros con brocas de nueve con cinco o bien seis con cinco milímetros de diámetro dependiendo del elemento a resguardar. La profundidad de la perforación es de 2/3 de la sección del elemento a tratar.

Una vez efectuadas las perforaciones se ponen en exactamente las mismas unos tacos inyectores singulares, puesto que están proveídos de una válvula con un sistema de retención que impide el retroceso del producto cuando es aplicado a alta presión. Esta presión está correctamente controlada siendo la conveniente a las peculiaridades de la madera tratada.

Con las válvulas ya puestas, se empieza a inyectar a presión por medio de cada una de estas la dosis precisa del producto elaborado. La inyección del producto a presión deja su dispersión dentro de los elementos de madera a tratar por medio de los conductos naturales de la madera, vasos, radios, etcétera Como por las galerías y túneles excavados por las termitas expandiéndose por toda la madera, efectuando de esta forma su doble función: curativa y precautoria.

Carcoma

Tras las termitas, estos insectos son los que generan más daños en la madera, si tomamos en cuenta su valor económico. Atacan sobre todo a la madera seca madura, en la que sus larvas generan túneles y galerías rebosantes.

Estos insectos se nutren de todo género de maderas (roble, nogal, encina, fresno, etcétera, como maderas duras y pino, álamo, abeto, etcétera, como maderas blandas), con lo que pueden agredir y en consecuencia plagar los hábitats humanos, desde las maderas estructurales de una casa hasta muebles, aparejos de madera, parquets, etcétera Em AMBISER efectuamos una buena inspección para identificar la especie que provoca la infestación, como las zonas plagadas. En la mayor parte de las ocasiones, la primera prueba o bien patentiza de infestación lo forma los agujeros de salida y/o los pequeños montoncitos de serrín, cuando menos que la larva del coleóptero emita ese estruendos tan propio que hace cuando se nutre (solo en ciertas especies). Recorremos todas y cada una de las áreas con madera capaz de padecer un ataque, sin olvidar de inspeccionar las zonas ocultas, parte trasera de muebles, etcétera

Las especies que causan daños son:

  • Anobium punctatum
  • Oligomerus ptilinoides
  • Hesperophanes sericeus
  • Aredolpona rubra rubra
  • Trypodendron lineatum
  • Xestobium rufovillosum
  • Lyctus brunneus
  • Hylotrupes bajulus

ESTRATEGIA DE CONTROL

Introducción

La durabilidad de la madera, incluso la de la más resistente, no impide por si sola el deterioro causado por agentes bióticos o atmosféricos.

Las pérdidas económicas se cifran en gran número de millones de pesetas, además de los peligros derivados de la falta de resistencia mecánica, causada por el ataque de insectos a la madera de sustentación puesta en obra, tal como pilares, vigas, soliverías, etc.

La podredumbre de la madera sin tratar se debe a varias causas:

  • Absorción de humedad del trabajo de ladrillo que la rodea.
  • Penetración de agua a través de grietas o ampollas de la capa de pintura, barniz, etc.

Estas circunstancias pueden evitarse con la aplicación de un producto protector y un adecuado sistema de aplicación en profundidad como es el tratamiento en AUTOCLAVE.

Un tratamiento integral para la madera en túneles por sistemas de vacío, donde toda la albura de la madera queda tratada y adquiere un factor de durabilidad que la hace altamente competitiva con respecto al resto de materiales industriales, por su innumerable cantidad de prestaciones, además de un noble prestancia.

El tratamiento de doble vacío de AMBISER es un proceso altamente controlado en el que se impregna la madera hacia el interior y se inyecta el protector Corpol® en las cantidades requeridas. Este tratamiento se efectúa en autoclave de doble vacío con cierre hermético, que hace que la madera sea altamente resistente a la destrucción biológica y climatológica.

Agentes destructores

Agentes destructores bióticos

Como toda materia orgánica, la madera y sus derivados pueden sufrir el ataque de organismos vivos, fundamentalmente hongos e insectos, que cuando encuentran condiciones favorables a sus acción y desarrollo, pueden llegar incluso a destruirla completamente. Los principales agentes destructores bióticos son:

Agentes destructores abióticos

Son aquellas causas de alteración de la madera de origen no vivo. Comprenden los agentes: atmosféricos (radiación solar, humedad atmosférica, acción corrosiva de la lluvia y del viento, cambios de temperatura, …), mecánicos, químicos y el fuego. El efecto de la intemperie en los elementos de construcción, constituye un fenómeno complejo compuesto por numerosos factores entre los que encontramos, no sólo los agentes atmosféricos antes citados, sino también la superposición de los mismos, su diferente intensidad, periodicidad, etc.

Descripción del protector utilizado

Corpol® es un protector preventivo y curativo de la madera de la familia de los orgánicos. Contiene biocidas (insecticidas y fungicidas) que protegen la madera contra los agentes destructores destacando por sus propiedades anti-termitas y anti-carcoma.

Tiene incorporado coadyuvantes que le confieren un poder repelente al agua, y utilizados en maderas con un contenido de humedad determinado, mejoran sensiblemente la estabilidad dimensional de éstas, confiriéndoles un carácter hidrófugo.

No altera la posterior aplicación de productos de acabado así como el comportamiento de las juntas encoladas.

Al no humedecer la madera, hace que no se produzcan movimientos dimensionales durante el ciclo de impregnación, efecto que pueden producir otro tipo de protectores.

Corpol® es compatible con todos los barnices habituales (gliceroftálicos, formofenólicos, uretanados, …) Las carpinterías interiores tratadas pueden encerarse.

Los Estudios de Eficacia Clase Riesgo 3 según UNE-EN 599-1:1996 demuestran:

  • Eficacia frente a insectos xilófagos Los ensayos de eficacia frente a insectos xilófagos se han realizado en los laboratorios CIDEMCO ( Acreditación ENAC 34/LE515) siguiendo las normas UNE-56.403:1992 (EN 47:1988) “Determinación del umbral de eficacia contra larvas recién nacidas de Hylotrupes bajulus (Linnaeus), método de laboratorio”. Prueba de evaporación UNE-56.406:1992 (EN 73:1988) “Pruebas de envejecimiento acelerado de las maderas tratadas antes de los ensayos biológicos”. Prueba de deslavado UNE-EN 84:1997 (EN 84:1997) “Pruebas de envejecimiento acelerado de las maderas tratadas antes de los ensayos biológicos”.
  • Eficacia frente a hongos xilófagos Los ensayos de eficacia frente a hongos xilófagos se han realizado en los laboratorios CIDEMCO ( Acreditación ENAC 34/LE515) siguiendo las normas EN 113:1996 “Método de ensayo para la determinación de la eficacia preventiva frente a hongos basidiomicetos destructores de la madera. Determinación de los valores tóxicos”.
  • Eficacia fretne a colas adhesivas El ensayo se ha realizado en los laboratorios CIDEMCO (Acreditación ENAC 34/LE515) siguiendo las normas UNE-EN 391:2002 “Ensayo de laminación de las líneas adhesivas”

Corpol®, es un producto inscrito en el Registro Oficial de Biocidas del Ministerio de Sanidad y Consumo en cumplimiento del Real Decreto 1054/2002 del 11 de octubre.

Cumple con las Normas: UNE-EN-47, UNE-EN-73, UNE-EN-84, UNE-EN-113, UNE-EN-117, UNE-EN-118 y tiene el sello de calidad: AITIM P-13.

AUTOCLAVE

Con la impregnación en autoclave se consigue aportar características de durabilidad y protección a la madera elaborada.

El tratamiento en autoclave mediante ciclos preestablecidos de vacío consigue que los protectores como Corpol® lleguen al interior de la madera.

Se produce así un tratamiento integral de la pieza introducida que la protege inmejorablemente contra cualquier ataque de insectos, hongos y azulado.

Le aporta, además, carácter hidrófugo, regulando los cambios dimensionales debidos a la humedad.

Los métodos de control, en nuestra planta de Autoclave, se basan en sistemas electrónicos con transmisión de datos a distancia. Los programas de ejecución de los ciclos, temperaturas, tiempo y vacío se realizan automáticamente, por lo que se minimiza el posible error humano. Los datos se almacenan en la memoria interna para su posterior análisis.

El sistema de impregnación funciona en circuito cerrado por lo que no hay emisiones al exterior. Una vez terminado el proceso, el producto protector retorna al depósito de almacenamiento correspondiente.

En el AUTOCLAVE se puede impregnar cualquier tipo de madera, pieza o mueble.

Descripción de la máquina (Autoclave de doble vacío)

Está compuesto por dos cámaras situadas una sobre la otra. Los dos depósitos contienen respectivamente el producto impregnante y la madera a tratar.

Durante el período operativo, el producto impregnante (Corpol®) pasa de la cámara de almacenamiento hacia la otra cámara, que contiene la madera debidamente apilada y dispuesta en el carro, en cuya cámara se ha practicado previamente el vacío. El producto protector, tras haber impregnado la madera, vuelve a la cámara inicial de almacenamiento. Todo el proceso tiene lugar en un ciclo automático.

Es la máquina ideal para tratamientos con productos protectores en base orgánica.

El proceso en autoclave paso a paso

  1. 1. Se introducen las piezas de madera en el Autoclave y se le aplica ujn vacío inicial para reducir al máximo la presión del aire en las células de la madera y abrirlas.
  2. 2. Se introduce el protector Corpol® en el Autoclave, manteniendo el vacío y conectando seguidamente con la presión atmosférica, penetrando de esta forma el producto en las células de la madera.
  3. 3. Para maderas menos impregnables, se aplica una presión sostenida de tiempo variable, cuya duración dependerá de la permeabilidad de la madera.
  4. 4. Se evacúa del autoclave el protector Corpol® y se efectúa un vacío final cuya misión es eliminar el producto sobrante de las células de la madera, dejándolas impregnadas y cerradas.
  5. 5. Se abre el Autoclave y el contacto con el aire libre facilita que el producto que ha quedado en la superfície de la madera penetre en la misma casi instantáneamente, quedando ésta seca al tacto.

Aspectos de la madera tratada en autoclave

Tratamiento

La madera que tratemos deberá tener una humedad inferior al 20% y estar totalmente elaborada. Finalizada la impregnación, la madera sale seca al tacto y a las pocas horas queda totalmente seca. Por ello la madera tratada con Corpol® no mancha, mantiene su tonalidad inicial ya que el producto es incoloro. Tampoco desprende olor una vez evaporado el disolvente que contiene.

Acabados

El tiempo que debemos esperar para poder pintar, barnizar o encolar es corto, razón por la cual se puede aplicar en el mismo proceso de carpintería. Es compatible con todo tipo de colas (excepto las de caseína) y con los productos de acabado de la madera, lasures, barnices y pinturas.

No tiene efectos corrosivos para las piezas metálicas y no degrada los plásticos que se utilizan posteriormente al tratamiento.

Fiabilidad de la madera tratada con Corpol®

La fiabilidad es total frente a los agentes biológicos (termitas, carcoma, hongos, …) que normalmente la atacan, excepto en aquellas partes que están directamente en contacto con el suelo y humedades permanentes (clases IV y V).

Estabilidad dimensional

  • La madera tratada y sometida a una humedad intermitente mantiene su tamaño y forma.
  • Las juntas ensambladas no estarán sometidas a los esfuerzos perjudiciales ocasionados por la dilatación y contracción de la madera.
  • Las capas de pintura o acabados posteriores al tratamiento permanecerán sin romperse durante un largo período, gracias a la estabilidad de la superfície a la cual están adheridas. La destrucción de la madera en las juntas de ensamblaje es una característica visible de la carpintería exterior no estabilizada.

Duración:

El aspecto y la vida de la madera tratada son muy superiores a los de la madera que no ha recibido el tratamiento con lo que se mejora notablemente su mantenimiento.

Clases de riesgo

Los agentes destructores que producen los mayores daños en la madera de construcción en España, son los hongos causantes de las pudriciones y las termitas subterráneas.

Tanto para los hongos de pudrición como para las termitas subterráneas, el factor limitante para que se produzca el ataque a una madera es la humedad, necesitando que la madera posea una humedad superior al 20%.

La humedad que la madera adquiere a lo largo de su vida útil, en función del lugar donde vaya a ser colocada, determina el mayor o menor riesgo de ser atacada por hongos y termitas.

Ya que un único factor limitante de importancia en cuanto a que una madera sea o no atacada, es la humedad, es ésta la que se ha utilizado para establecer las clases de riesgo que se detallan en la Norma Europea EN 335 partes 1, 2 y 3.

Estas clases de riesgo, junto con la especie de madera utilizada van también a condicionar el tipo de tratamiento protector necesario.

TIPOS MÁS COMUNES DE ATAQUE BIOLÓGICO SEGÚN LAS CLASES DE RIESGO

  • Clases de riesgo
  • Situación general del servicio
  • Exposoción a la hunidificación en serivicio
  • Hongos
  • Insectos coleopteros
  • Termitas
  • Xilófagos marinos

Condiciones de exposición

Clases de riesgo

Medidas a adoptar en protección

tipos protección recomendada

CASOS DE RIESGO ESPECIAL

Existen situaciones en las que se recomienda aplicar una mayor protección debido a que la probabilidad de ataque de un elemento de madera por organismos xilófagos es muy superior a la media para la clase de riesgo que le corresponde.

Estrategia de control

Introducción

La durabilidad de la madera, aun la de la más resistente, no impide por si acaso sola el deterioro ocasionado por agentes bióticos o bien atmosféricos.

Las pérdidas económicas se cifran en elevado número de millones de pesetas, aparte de los riesgos derivados de la carencia de resistencia mecánica, ocasionada por el ataque de insectos a la madera de sustentación puesta en obra, tal y como pilares, vigas, soliverías, etcétera

La podredumbre de la madera sin tratar se debe a múltiples causas:

Absorción de humedad del trabajo de ladrillo que la rodea.
Penetración de agua por medio de fisuras o bien ampollas de la capa de pintura, barniz, etcétera

Estas circunstancias pueden evitarse con la aplicación de un producto protector y un conveniente sistema de aplicación en profundidad como es el tratamiento en AUTOCLAVE.

Un tratamiento integral para la madera en túneles por sistemas de vacío, donde toda la albura de la madera queda tratada y adquiere un factor de durabilidad que la hace enormemente competitiva respecto al resto de materiales industriales, por su incontable cantidad de posibilidades, aparte de un noble prestancia.

El tratamiento de doble vacío de AMBISER es un proceso enormemente controlado en el que se empapa la madera cara el interior y se inyecta el protector Corpol® en las cantidades requeridas. Este tratamiento se realiza en autoclave de doble vacío con cierre hermético, que hace que la madera sea enormemente resistente a la destrucción biológica y climatológica.

Agentes destructores

Agentes destructores bióticos

Como toda materia orgánica, la madera y sus derivados pueden padecer el ataque de organismos vivos, esencialmente hongos y también insectos, que cuando hallan condiciones convenientes a sus acción y desarrollo, pueden llegar aun a destruirla absolutamente. Los primordiales agentes destructores bióticos son:

Hongos Insectos
Mohos Insectos de ciclo larvario Carcomas
Hongos cromógenos Polillas
Hongos xilófagos Pudrición blanda Insectos sociales Termitas subterráneas
Pudrición cúbica Termitas de madera seca
Pudrición fibrosa

Agentes destructores abióticos

Son aquellas causas de perturbación de la madera de origen no vivo. Entienden los agentes: atmosféricos (radiación solar, humedad atmosférica, acción cáustica de la lluvia y del viento, cambios de temperatura, …), mecánicos, químicos y el fuego. El efecto de la intemperie en los elementos de construcción, forma un fenómeno complejo compuesto por abundantes factores entre aquéllos que hallamos, no solo los agentes atmosféricos ya antes convocados, sino más bien asimismo la superposición de exactamente los mismos, su diferente intensidad, periodicidad, etcétera

Descripción del protector usado

Corpol® es un protector precautorio y curativo de la madera de la familia de los orgánicos. Contiene biocidas (insecticidas y fungicidas) que resguardan la madera contra los agentes destructores resaltando por sus propiedades anti-termitas y anti-carcoma.

Tiene incorporado coadyuvantes que le proporcionan un poder repelente al agua, y usados en maderas con un contenido de humedad determinado, mejoran sensiblemente la estabilidad dimensional de estas, confiriéndoles un carácter hidrófugo.

No altera la siguiente aplicación de productos de acabado como el comportamiento de las juntas encoladas.

Al no humidificar la madera, hace que no se generen movimientos dimensionales a lo largo del ciclo de impregnación, efecto que pueden generar otro género de protectores.

Corpol® es compatible con todos y cada uno de los embarnices frecuentes (gliceroftálicos, formofenólicos, uretanados, …) Las carpinterías interiores tratadas pueden encerarse.

Uso a los que se destina la madera tratada en Autoclave

  • Vigas de estructura.
  • Unidades de muros de revestimientos.
  • Ventanas, contraventanas, persianas y celosías.
  • Puertas.
  • Tarimas, parquet y rodapiés.
  • Rastrel de tarima y bajo cubierta.
  • Cerchas y pérgolas.
  • Tablillas machihembradas.
  • Maderas para exteriores y decorativas.
  • Muebles antiguos (baúles, escritorios, pianos, …)
  • Mobiliario de cocina, cuartos de baño y jardín.
  • Mobiliario urbano que no está en contacto con el suelo.
  • Piezas y accesorios de madera.

La madera tratada con Corpol en nuestro Autoclave le ofrece las siguientes ventajas:

  • Protección insecticida, fungicida e hidrófuga.
  • Estabilidad dimensional de la madera.
  • Mantiene su tonalidad inicial.
  • Puede pintarse o barnizarse.
  • No mancha.
  • Está seca en pocas horas.
  • No corroe los metales ni degrada los plásticos.
  • Es compatible con prácticamente todas las colas.
  • Es repelente al agua.
  • No se hincha.

AUTOCLAVE

Con la impregnación en autoclave se logra aportar peculiaridades de durabilidad y protección a la madera elaborada.

El tratamiento en autoclave a través de ciclos preestablecidos de vacío logra que los protectores como Corpol® lleguen al interior de la madera.

Se genera de este modo un tratamiento integral de la pieza introducida que la resguarda insuperablemente contra cualquier ataque de insectos, hongos y azulado.

Le aporta, además de esto, carácter hidrófugo, regulando los cambios dimensionales debidos a la humedad.

Los métodos de control, en nuestra planta de Autoclave, se fundamentan en sistemas electrónicos con transmisión de datos a distancia. Los programas de ejecución de los ciclos, temperaturas, tiempo y vacío se efectúan de manera automática, con lo que se minimiza el posible fallo humano. Los datos se guardan en la memoria interna para su siguiente análisis.

El sistema de impregnación marcha en circuito cerrado con lo que no hay emisiones al exterior. Una vez terminado el proceso, el producto protector regresa al depósito de almacenaje pertinente.

En el AUTOCLAVE se puede empapar cualquier clase de madera, pieza o bien mueble.

Descripción de la máquina (Autoclave de doble vacío)

Está compuesto por 2 cámaras ubicadas una sobre la otra. Los 2 depósitos poseen respectivamente el producto impregnante y la madera a tratar.

A lo largo del periodo operativo, el producto impregnante (Corpol®) pasa de la cámara de almacenaje cara la otra cámara, que contiene la madera correctamente amontonada y preparada en el carro, en cuya cámara se ha practicado anteriormente el vacío. El producto protector, tras haber empapado la madera, vuelve a la cámara inicial de almacenaje. Todo el proceso tiene sitio en un ciclo automático.

Es la máquina ideal para tratamientos con productos protectores en base orgánica.

Tratamiento

La madera que tratemos va a deber tener una humedad inferior al veinte por ciento y estar absolutamente elaborada. Finalizada la impregnación, la madera sale seca al tacto y a las pocas horas queda plenamente seca. Por este motivo la madera tratada con Corpol® no mácula, sostiene su tonalidad inicial en tanto que el producto es incoloro. Tampoco desprende fragancia una vez evaporado el disolvente que contiene.

Acabados

El tiempo que debemos aguardar para poder pintar, embarnizar o bien encolar es corto, razón por la que se puede aplicar en exactamente el mismo proceso de carpintería. Es compatible con todo género de colas (salvo las de caseína) y con los productos de acabado de la madera, lasures, embarnices y pinturas.

No tiene efectos cáusticos para las piezas metálicas y no degrada los plásticos que se emplean más tarde al tratamiento.

Confiabilidad de la madera tratada con Corpol®

La confiabilidad es total en frente de los agentes biológicos (termitas, carcoma, hongos, …) que por norma general la atacan, salvo en aquellas partes que están de forma directa en contacto con el suelo y humedades permanentes (clases IV y V).

Contáctanos

0 + 2 = ?